• Franklin Vega

El tiburón sedoso brutalmente marcado revela las fallas en el control del Parque Galápagos

Actualizado: jul 22

El tiburón fue marcado con un dispositivo satelital en Galápagos en febrero pasado. Otro escualo de la misma especie fue liberado de un dispositivo similar en junio cerca de la isla Darwin. Las autoridades aún no se pronuncian.


Un video que circula en redes sociales y muestra a un tiburón sedoso fuera del agua. Hasta allí todo parece una escena que se repite a diario, uno de los miles de tiburones que se pescan cada día. Pero al momento que el pescador costarricense, José Aurelio Arce Arguello, muestra la aleta dorsal del escualo se aprecia un dispositivo de rastreo satelital atado de forma arcaica.


El peso del rastreador y de los moluscos que se aglutinaron en la antena dejaron secuelas mortales, como un pesado lastre que golpeó y carcomió el lomo del animal. Las dudas del procedimiento utilizado por un investigador que fijó el dispositivo saltan a la vista.


“Este tiburón ya no sirve ni para comer”, señala el pescador al mostrar el estado lamentable del animal y su evidente maltrato.

El tiburón fue marcado en febrero en Galápagos. Solamente dos instituciones están autorizadas para ese tipo de trabajos de investigación: la Fundación Charles Darwin (FCD) y la Universidad San Francisco de Quito (USFQ). De estas dos instituciones, la USFQ es parte de Migramar la cual descartó que alguno de sus científicos sea el propietario del dispositivo y el responsable de la forma de fijar el transmisor al tiburón (en este comunicado de prensa, los detalles)


Por su parte María José Barragán, Directora de Ciencias de la Fundación Charles Darwin, indicó que “la FCD está preparando un pronunciamiento oficial que daremos a conocer cuando esté listo”.


Al preguntarle al Director del Parque Nacional Galápagos, Danny Rueda, sobre la responsabilidad del atroz procedimiento, indicó que desconoce el caso. Luego del intercambio de varios mensajes, replicó que han solicitado a Migramar que le envíe la información contenida en el rastreador satelital para cotejar la información del movimiento del tiburón con las autorizaciones emitidas por el Parque.


Acerca de las posible sanciones, Rueda dijo que “se aplicarán las condiciones y lineamientos establecido en el permiso de investigación”. Para dar más detalles sobre este tema, solicitó que se envíe un requerimiento formal, el cual se hizo de forma inmediata.


Bitácora Ambiental accedió a información que confirma que un científico de la Fundación Charles Darwin es el responsable del radio transmisor atado al tiburón sedoso. Sin embargo, no publicamos el nombre ni más datos para no interferir con el proceso de investigación.


El comunicado de Migramar señala que “reconocemos que estos métodos pueden ser invasivos, pero siguiendo los protocolos adecuados es posible evitar o minimizar cualquier impacto sobre los animales. Los animales marcados generan información sobre sus rutas migratorias transfronterizas de gran valor para el diseño de políticas efectivas de conservación marina que beneficien el ecosistema marino”.


El tortuoso viaje del tiburón sedoso, evidencia una vez más la estrecha relación de la vida marina entre Galápagos y la isla Cocos, Costa Rica. Esto hace palpable la necesidad de ampliar las áreas protegidas y establecer un corredor marino entre Galápagos y Costa Rica.


El antecedente

En junio pasado, cerca de la isla Darwin, un equipo de investigadores alertaron sobre la captura y liberación de otro tiburón sedoso que portaba en su aleta dorsal un dispositivo de rastreo satelital, colocado de la misma forma que el tiburón filmado en Costa Rica.

Pese a que el Parque Nacional Galápagos recibió la información, no se conoce el resultado de sus averiguaciones. Lo que sí demuestra el hallazgo es que este no es un hecho aislado.

236 vistas0 comentarios